Los ratones de Enzo



Un ratoncito feliz,
con sueños, se fue a París.
Sin miedo subió al avión
y se abrochó el cinturón.

Tenía un gran paladar
y quería cocinar.

Muchas recetas juntó
y un gran menú preparó.

Apenas aterrizó,
se presentó en un restó.

Y de aprendiz lo tomaron
y sus recetas probaron.

Preparó un costillar.
¡Su sabor era genial!

Una tarta de limón,
una trucha y un salmón.

Una torta de maíz
y hasta un licor de anís.

Cocinó a la perfección
¡todo era admiración!

El trabajó consiguió
y cocinando, triunfó.

El cocinero ratón
fue fiel a su vocación.

Y poniendo el corazón
cumplió su gran ilusión.

(Liana Castello)




No hay comentarios :

Publicar un comentario

Deja un comentario, por favor, me encantará leerlo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...